Las dos caras de la concertación

 La crispación política entre el luguismo duro y el sector importante del PLRA llega a su máxima ebullición, pero a la vez es como una burbuja que antes de los comicios generales de 2013 se disolverá.

Esta conjunción un poco extraña fue puesta en debate por el comandante, con quien luego de 15 días me reencontré, como siempre, en el bar ubicado frente al Palacio de Gobierno.

Ya habíamos pedido nuestras tazas de café negro, sin azúcar, mientras abordábamos, primero, sobre la polémica que se generó en torno a la versión que supuestamente un soldado paraguayo fue el que mató al mariscal López en el arroyo Aquidabán en la Guerra contra la Triple Alianza.

No creo en eso. Hay muchas sombras sobre la autenticidad de los documentos que atribuyen al general Escobar. El tema se fue cayendo muy rápido, por la poca sustentación.

-La verdad tampoco creo, comandante. Unos amigos historiadores me dijeron que la intención de los que impulsan esta corriente histórica que no solo habla de la muerte del mariscal, sino de otros puntos, es lograr un mejor posicionamiento de Patricio Escobar como figura preponderante del Partido Colorado.

E igualarlo a Bernardino Caballero…

-Exacto.

Los que desean un buen posicionamiento ahora, hablando de temas actuales y mirando a las elecciones generales de 2013, son los liberales -dijo cortando el tema López y entrando directamente al conflicto Lugo-PLRA.

-Como Franco que cambia de imagen para lograr un mejor posicionamiento… -deslicé.

Soltó una larga risa.

El vicepresidente Franco decidió, tras un asesoramiento, cambiar de look, sacarse el bigote y aparecer con una imagen totalmente renovada, especialmente para dar fuerza a su ahora abierta campaña electoral, enfocada por el momento en las redes sociales.

-Es otra la cara de Franco -dije.

Es la otra cara de Franco… -enfatizó con ironía.

El comandante tomó el tema Franco y su cambio de imagen para graficar lo que sucede en la conflictiva relación Lugo-PLRA.

Son dos caras, pero con el mismo rostro. Lugo y los liberales, a pesar de las discusiones y peleas, siguen siendo parte del mismo rostro: el Gobierno. Le pueden hacer un cambio y hasta una cirugía estética para mejorar algo, pero seguirá siendo el mismo rostro.

-Muy ilustrativo…

En el aspecto político, es hasta natural que a dos años de unas generales exista una lucha de poder para determinar qué sector es el que liderará una chapa presidencial.

-Es decir, usted ve esto más como una puja de poder antes que un conflicto que podría terminar en una separación.

Algo así. Lugo sabe que será difícil mantenerse en el poder, o mantener a su grupo en el poder luego del 2013 sin el respaldo del PLRA. Y el PLRA sabe que no seguirá en el poder sin una nueva alianza con el luguismo, que ahora, más que imagen, tiene poder económico, gracias a la estructura del Estado.

-El rostro del “cambio” seguirá entonces…

Si bien existe un fuerte enfrentamiento mediático entre el luguismo y parte del PLRA, al final, deberán acostumbrarse a un solo rostro, destrozado o no, con bigote o no.

-O sea, los liberales volverán a unirse a Lugo. Y Lugo a los liberales.

Sí. Y el primer adelantado es Alfredo Jaeggli.

Anuncios

Acerca de richardferreira

Periodista - Editor. Docente. 20medios.com - @DPeriodistas

Publicado el noviembre 13, 2011 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: